MICROCUENTOS DE VERANO II

Esta noche toca microcuento y es uno bastante especial, porque mis compañeros del grupo Gigantes de Liliput en la red Netwriters lo votaron como medalla de oro en su, hasta ahora, última edición. Espero que os guste. Feliz verano.

¿Volver a empezar?

Después de contemplar durante eones las consecuencias del Big Bang, la expansión de la materia, la creación de galaxias, mundos, púlsares y quásares, tiempo durante el que civilizaciones primitivas surcaron las estrellas y entes de energía pura decayeron en la más profunda oscuridad, el Gran Albañil se aburrió de esperar a que ocurriera algo nuevo. No podía aguardar a que el Universo implosionase hasta convertirse de nuevo en el Ladrillo Infinitesimal. Lo juntó todo con sus manos de dimensiones inabarcables, hizo una bola y lo recicló por completo. Fundido a negro.
Anuncios

20 thoughts on “MICROCUENTOS DE VERANO II

  1. Escribo solo para comunicarme, yo no tengo la dicha de saber escribir como los maestros de la pluma, pero naturalmente que sé cuando alguien escribe bien, más que nada por que me emociona y el microcuento ( si ya de por si escribir algo corto, completo y comprensible es difícil) me ha gustado mucho.

    Me gusta

  2. Escribo solo para comunicarme, yo no tengo la dicha de saber escribir como los maestros de la pluma, pero naturalmente que sé cuando alguien escribe bien, más que nada por que me emociona y el microcuento ( si ya de por si escribir algo corto, completo y comprensible es difícil) me ha gustado mucho.

    Me gusta

  3. Eh, yo había comentado este texto y no me veo mi comentario por aquí ¿Tienes este trabajo colocado en otro sitio?
    En fin, que me repito: Un excelente trabajo. El Gran Albañil en paro también por la burbuja inmobiliaria y la decadencia humana. Así no hay quien construya algo que merezca la pena.

    Me gusta

  4. Eh, yo había comentado este texto y no me veo mi comentario por aquí ¿Tienes este trabajo colocado en otro sitio?
    En fin, que me repito: Un excelente trabajo. El Gran Albañil en paro también por la burbuja inmobiliaria y la decadencia humana. Así no hay quien construya algo que merezca la pena.

    Me gusta

  5. Saludos, Carmelo. A veces ocurre, no sé si es problema de la plataforma blogspot, ojalá lo supiera. Me ha sucedido, incluso, con alguna respuesta mía a comentarios. Me alegro, en cualquier caso, de que perseverases. El relato lo escribí en origen para Gigantes de Liliput, en la red social para escritores Netwriters (ahora en obras hasta su reapertura en septiembre). Gracias por tu visita y tu comentario.

    Me gusta

  6. Saludos, Carmelo. A veces ocurre, no sé si es problema de la plataforma blogspot, ojalá lo supiera. Me ha sucedido, incluso, con alguna respuesta mía a comentarios. Me alegro, en cualquier caso, de que perseverases. El relato lo escribí en origen para Gigantes de Liliput, en la red social para escritores Netwriters (ahora en obras hasta su reapertura en septiembre). Gracias por tu visita y tu comentario.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s